dimarts, 18 de novembre de 2008

para subir el ánimo

Me atrajo desde el primer momento. Fué un guiño de ojo el primer contacto y curiosamente, de otras formas y maneras, siempre los consumí antes. Estaba en la cocina, mirándome atentamente, sin apartar la vista. Me vinieron unas ganas tremendas de acercarme y meter la nariz, averiguar un poco más… desprendería un aire fresco? ácido? afrutado? Reprimí instintos y me marché de nuevo a la oficina, a fantasear sobre él mientras la jefa pedía las correcciones del programa del siguiente acto. Entre acto y acto, entre pasillos, para subir el ánimo, sentirte bien, activa y motivada para continuar hoy, y mañana. En un momento de arrebato salí apresurada y sí, allí seguía… sabor naranja, burbujeante, levantando ánimos… ibuprofeno granulado efervescente. menudo descubrimiento, 100% recomendado. cuidado que vicia...